Mujer muere atropellada por conductor que jugaba Pokémon GO

El universo de los monstruos de bolsillo ha resultado ser una maravilla para muchas personas alrededor del mundo, los cuales gracias a la app de Niantic tienen la oportunidad de convertirse en entrenadores y perseguir su sueño Pokémon.

Desgraciadamente no todo es miel sobre hojuelas ya que también han sido reportados algunos casos desafortunados donde algunas personas han salido perjudicadas por personas inconscientes de lo que hacen que argumentan únicamente divertirse con el juego.

Recientemente una pareja estadounidense impuso una demanda contra la compañía desarrolladora debido a que usuarios del titulo entraban a sus hogares y revisaban sus cosas sin pedir permiso, pero lo que ocurrió el día de ayer en tierras japonesas.

Falta de responsabilidad

El día de ayer se cito un accidente en terreno japones gracias a que un individuo de mediana edad, mientras conducía su vehículo y jugaba la aplicación móvil al mismo tiempo impacto contra 2 personas de edad avanzada que iban por la acera en sus propios asuntos.

Afortunadamente una de las involucradas en el suceso salio con vida aunque su estado de salud es critico por lo cual se encuentra internada bajo terapia intensiva, actualmente esta mujer de 60 años esta luchando por su vida.

go driver2

La otra victima de 72 años de edad no tuvo mucha suerte y murió minutos después del impacto por lo que los elementos de seguridad se encargaron de revisar sus datos para avisar a los familiares correspondientes.

El perpetrador del incidente resulto ser un señor de 39 años de edad quien ademas de declarar su profundo arrepentimiento por el incidente, confesó estar jugando Pokémon GO mientras conducía por lo que al no revisar apropiadamente el camino termino impactando contra la pareja de ancianas terminando con la vida de una de ellas.

go drive 3

Este suceso ya ha quedado registrado como el primer suceso fatal registrado a causa de la aplicación de Niantic en terreno japones por lo que se espera no se vuelva a repetir en ninguna otra parte del mundo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.